domingo, 24 de septiembre de 2017

BookTrailer

Mi amigo Isma Rubio me envío este regalo precisamente el día que termino los cambios para la reedición de Lejos de aquí. ¡Muchas gracias, Isma! 

Para visitar la web del aTodas (4)utor del BookTrailer: http://ismarubio.webnode.es/

domingo, 4 de junio de 2017

Libro



Como la gente me pregunta, doy una explicación general. 

Por ahora, Lejos de aquí no va a estar a la venta en librerias. Podréis pedirme directamente un ejemplar (o dos) de la primera edición a partir del día 15 de junio. Os daré instrucciones de cómo conseguirlo.

La primera tirada es muy corta por lo que no garantizo existencias ni reservo ejemplares.

Adicionalmente, el libro podrá obtenerse en ebook exclusivamente en Amazon.

Por el momento, no habrá presentaciones públicas del libro, pero estoy abierto a cualquier invitación seria a este respecto. 

Puedo enviar dosier de prensa de Lejos de aquí con documentación gráfica a quien me lo solicitase. Abstenerse quien no tenga intención de hacerse eco de la noticia o reseñar el libro.

Confío en presentaros otro cuadro lo antes posible.

Gracias a David Molina (Estudio David Molina) por el excelente diseño que corona esta entrada. La fotografía de aparece en la cubierta del libro es obra de Antonio de Benito.

Muchas gracias y saludos para todos.

Eduardo Fuembuena

sábado, 3 de junio de 2017

Prefacio


Desde esta plataforma aspiro a dar información sobre mi libro, Lejos de aquí, y a seguir muy de cerca el camino que recorra. También pretendo compartir contenidos inéditos referidos a Eloy de la Iglesia, a José Luis Manzano y a otras personas de su tiempo cuyas trayectorias humanas han permanecido silenciadas durante decenios.

Tras siete años de trabajo dedicado a la memoria de estos seres desarraigados, he cobrado conciencia de que Eloy y Jose no resultan todavía hoy personajes cómodos para quienes pretenden estar a buenas con el gran mundo, aquellos que tal vez descargan sus conciencias haciéndose eco, en ocasiones, de alguna tibia protesta consentida dentro del régimen imperante que los mantiene.

Retomando Lejos de aquí, me he sentido muy valiente escribiéndolo y ahora publicándolo. Con el libro de Eloy y de Manzano, mi libro, no espero vencer a los malvados que conspiran para que no accedamos a nuestro potencial interno y permanezcamos subyugados por la imagen horrible del mundo. Pero sí delatarlos, pues está escrito para poner en evidencia –y quizá contrarrestar– el trabajo de destrucción de aquellos, a la vez que constituye un acto de rebelión y de libertad real en toda regla.

Como el propio De la Iglesia aseveró:

«Nos rebelamos por nosotros mismos, en nombre de lo que nos frustra o limita de la sociedad, porque la defensa de la individualidad y de estas pequeñas libertades que nos damos son una agresión contra la sociedad y la base de toda revolución, aunque principalmente sirvan para desahogarnos de algo que nos oprime».

Querría que mis páginas se leyesen desde esas afirmaciones, desde las entrañas de Eloy de la Iglesia.

Lejos de aquí aparecerá en poco más de una semana como un libro autopublicado que ha tenido una primera edición de corta tirada y carece de distribuidores y de la supervisión de un gabinete de Comunicación. Dicho esto, creo firmemente que toda iniciativa cultural debe tener una difusión, o de lo contrario queda cual un objeto arrinconado en algún rastro cogiendo polvo hasta deshacerse, indistintamente de su valor intrínseco. Para que ese no termine siendo el triste destino de la verdadera historia de Eloy de la Iglesia y Manzano, os necesito. Necesito a quienes abracéis el espíritu puro y altruista del libro. Parece que la red de redes es lo suficientemente ancha como para que cualquier propuesta cobre visibilidad. Y aunque el libro ya contiene uno bastante largo, me gustaría que juntos escribiésemos su epílogo definitivo. 

 Un agradecimiento especial a David Molina (Estudio David Molina) por el precioso diseño de la cabecera. La inolvidable fotografía de la cubierta del libro que muestro aquí es obra de Antonio de Benito.

Gracias a todos por ser cómplices. Nos vemos cerca y muy lejos de aquí.

¡Y bienvenidos!

Eduardo Fuembuena.